pirkei avot

Introducción



PIRKEI AVOT



“TRATADO DE LOS PRINCIPIOS”


Introducción

 

La
traducción literal de Pirkei Avot, es “Los capítulos de los Avot”, nuestros
padres, refiriéndose así, a los sabios y maestros, cuyas indicaciones y
enseñanzas estudiaremos en los capítulos de este Tratado.

¿Y por qué se llama Avot?

Explica
el autor de “Tiferet-Israel”: porque todos los principios de conducta que
encontramos en todas las obras de Israel y de los pueblos del mundo Todos sin
excepción se encuentran vertidos en los capítulos del libro de Avot.


Leemos lo que escribe Rabí Ovadia de Bartenura, autor del comentario a la
Mishná: “….debido a que éste tratado no está organizado como un comentario a
un precepto, de los preceptos de la Torá” (613), como el resto de los Tratados
Mishnáticos, sino que trata de enseñanzas morales y de las virtudes, y ya que
los sabios de la tierra también escribieron libros similares de contenido ético
moral y el comportamiento del hombre hacia el prójimo, los cuales fueron
concebidos a partir de sus propios corazones, el tanaíta comenzó el Tratado
declarando que Moshé recibió la Torá de Sinaí, para decirte que las virtudes y
enseñanzas morales del mismo, no las concibieron los sabios de la Mishná, a
partir de sus propios corazones, sino que también se originaron en Sinaí.

Rabí Iehuda Hanasí,
presidente del Sanhedrín, fue el recopilador de la Mishná, sería interesante
preguntar, ¿Por qué eligió los principios citados en el Tratado, y cuáles fueron
los parámetros de su elección?

Los Rabinos nos indican que
Rabí Iehuda eligió aquellas reglas y aforismos que fijó como patrón para la
conducta diaria; como enseña la Tosefta en Iebamot 8:.

Dijo Rabí Eleazar ben Azaria
“Buenos son los conceptos que salen de las bocas que los aplican”.

Predicar con el ejemplo no es
cosa fácil pero los grandes Rabinos de cada generación nos enseñan que no es un
imposible. “Buenas cualidades se consiguen después de luchas internas con el
“Ietzer – hará” (instinto del mal) y son fruto de una conducta ética y moral
cuya meta es alcanzar la perfección que D-s nos ordenó.

Nos
quedaría un punto por aclarar, ¿por qué razón el Tratado de Avot se encuentra en
el tomo “Nezikin”, el cuarto de los tomos que conforman la Mishná, que trata
sobre el sistema legal, daños y perjuicios similares?

Según
Maimonides, Avot es la lógica conclusión de los temas que tratan de la ley, los
jueces y la justicia, porque las cortes judiciales deben de tener sentido de
ética y moral armados de estos valores, juzgaran con justicia, equidad, amor y
compasión.

Los
sabios del Talmud señalaron: Los que quieren ser piadosos deben observar las
leyes de “Nezikin” (daños).


Dijo Raba, las normas de Avot; otros dicen, las normas de Berajot (las
bendiciones) (Baba – Kama 30:). 

¿Qué
es más perjudicial, el daño físico o el daño social y ético moral?. Este último
es, en la mayoría de los casos, más grave que el primero.

Los
invito a estudiar el Tratado de Avot, que con seguridad, nos hará ver las cosas
que nos rodean, las personas y la sociedad, de la manera que nuestros sabios,
con el espíritu de la Torá, nos educaron a conducirnos en este mundo.